Soy

Que si en China le han visto la pandorca.
Que si puta, desquiciada, entrona y mal hablada.
Que si loca, candela que tiene un historial que no acaba.
A mí me vale un coño, ellos a mí no aportan nada.
Sus opiniones son baba y zoquete el que se las traga.
Que doy miedo, sí. Pero todo es con un solo fin.
Que no me vean, que no me vean, que no me vean sufrir.
Prefiero mostrar lo peor de mí,
Porque cuando de mí lo mejor di,
También hablaron, me forzaron a lo imposible, 
Usaron todo lo bueno, me drenaron, me cambiaron y me perdí.
Que quien me quiera, quiera hasta mis pedazos y mis cagadas,
porque cuánto uno se traga cuando ama. 
Que quien me quiera crezca pelotas,
Que me quiera a pedazos porque las crayolas pintan rotas.
Si en china me vieron la pandorca, que se gane conocer mi alma.
No somos un cuerpo, somos un alma con cuerpo.
Que maldita obsesión del mundo de objetificarla, 
ponerle valor a una parte de cuerpo y les vale más si no ha sido usada.
Me recuerdan a la trata humana cuando venden a las vírgenes más caras.
Por eso me la pela la mayoría puritana que no ven que apoyan la trata con su concepto de que una mujer vale por que hace con su cuerpo y no por lo de adentro.
Yo muestro lo que quiero, yo me doy a quien quiero, yo me disfruto cuando quiero, todo mientras me nazca hacerlo y con consentimiento. 
Pero te advierto, que me hayas penetrado no significa que me conozcas por dentro, 
Me has visto desnuda, no desnudaste mi ser. Mi ser siempre sigue creciendo. 
Mi esencia yo me la quedo.
Sí, prefiero mostrar lo salvaje y no me dejo. 
Si quieres domesticar algo busca un perro.
Si quieres ir al cielo, dame una noche y yo te llevo.
Si quieres ser humano, quédate, ven conmigo y te lo enseño.
Voy al gas de la esquina de mala muerte a comprar cigarros,
veo un vagamundo tirado tomando una cerveza en eso que llama cama, 
compro dos cervezas, una empanada, le comparto un cigarro y conversamos. 
Te sorprenderían las historias que nos gozamos.
Y es que todavía no se entiende que lo sucio también puede ser humano.
Todavía no se entiende que las malas lenguas hacen daño.
Que vivimos enmascarados, enajenados del problema visible de aquél que está al lado.
Y me llaman salvaje, salvaje por expresar en voz alta lo que todos alguna vez han sentido o pensado, salvaje porque no soy normalizada. 
Salvaje porque no mamo pendejadas, las escupo. Porque leo libros y escribo en un cuaderno todo lo que me pesa, pasa, apesta y me afecta. 
Salvaje porque me río las penas. 
Salvaje porque yo no quiero que nadie me salve cuando todo me ahoga si cuando tuvieron la oportunidad de estar ahí les valió pelotas. Personas que me quieren por lo que ellos quieren que sea y no por lo que soy. 
Así que, si te quedan dudas, soy más de todo lo que de mí has escuchado, soy más de lo que digo que soy, 
Soy lo que callo a gritos, soy todo lo que guardo escrito en decenas de cuadernos en un cajón, soy amigos que se fueron por creer que la distancia rompe lazos de amor, soy familiares que no entienden lo que es comprensión, soy una tierra que llevo adentro en el extranjero, distancias de amores eternos, la vida que hay en el sexo, soy todos los intentos de vivir sin ganas, soy la ansiedad por lo que me espera, soy el meneo de mi falda, soy risas que a todos contagian, soy lo que se goza, soy locura que oculta una realidad demasiado exacta, soy golpes y cadenas rotas, soy lo que nadie entiende, soy lo que no se debería, pero se tiene, soy un llanto sin lágrimas que ahogo, soy muertos que siguen con vida, soy un amor encarcelado, soy una noche llena de estrellas, del sol soy solo lo que quema, soy el orgasmo en medio de la calle bajo la lluvia y luna llena, soy fuego, soy cenizas, el pecado perdonado, el infierno de quien me evita, soy el goce de quien me guarda y disfruta conmigo mis fracasos, mis virtudes y lo que soy…
Soy, soy exactamente todo eso que te falta.

Escritos y pensamientos

Gabriela Christina Díaz View All →

Nacida en Puerto Rico, pero soy ciudadana del Mundo. Escribo para vaciar el ruido de mi mente y me llena el corazón que alguien le toque de alguna forma lo que escribo. Pues de nada me sirve escribir si lo que escribo no conmueve un alma. No escribo muchas paradojas porque yo soy la paradoja en sí. Soy un poco controversial en mi manera de expresarme, pero escribo y me expreso de una forma transparente, desde lo más sincero de mis adentros.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Change )

Google photo

You are commenting using your Google account. Log Out /  Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Change )

Connecting to %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.

%d bloggers like this: